lunes, 1 de octubre de 2007

Estabilidad Emocional

Ayer me quedé pensando toda la tarde...

"Estabilidad emocional"... Aún no sé si todas podemos aspirar a ella, personalmente asumí que yo no, pero algo intento hacer con el menjunge que se me arma entre la cabeza y el corazón.

No tengo idea cómo ni por qué... porque siempre supe que hay cosas que pensar y otras que sentir... pero yo no lo consigo muy bien. Como a muchos, el amor es un gran tema en mi vida, aspiro a uno grande, a uno sólido, a uno de verdad (sí es que existe... yo decidí creer que sí).

Al comienzo esa idea de amor me jugó en contra. La capacidad de idealizar cualquier bosquejo de affaire como el graaaaan amor se convirtió en una de mis especialidades, si a eso le sumamos lo impulsiva e idealista que puedo llegar a ser...uff... todo un caso!!.

Ahora... cuando el tiempo ya ha pasado y el corazón ya cicatriza, no me arrepiento. Así aprendí a conocerme y a saber que puedo sentir de verdad... que tengo una gran capacidad de amar, aprendí a reconocer mis cambios, aprendí a disfrutar al máximo. Los costalazos, las heridas, los golpes contra la pared, me enseñaron que el corazón puede ser frágil, que no es de acero y que YO debía cuidarlo. Me herí demasiado (antes habría dicho "me hirieron" pero con el tiempo te das cuenta que es una quien lo permite).

Cuando me di cuenta que era responsable de mis propias heridas me sentí pésimo, ridiculizada ante mí misma. Cuando pasó la etapa de auto evaluación y auto recriminaciones vino el temor... el temor a no equivocarme otra vez. ¿Cómo cresta se hacen las cosas bien?¿Cómo saber cuándo sí y cuando es mejor aplicar la frase "agua que no haz de beber... déjala correr"..? En ese tiempo escribí un post ...


Escrito por Ale Escobar



Sigue Leyendo lo mejor, pincha acá...



Temiendo Sentir

"Definitivamente nunca se sabe cuál es la manera correcta de proceder; en mi caso ni siquiera sé cuál sería la forma correcta de pensar o sentir.
Ya no quiero equivocarme más, sé que es inevitable pero supongo que vale la pena intentarlo. Tantos errores, tantos fracasos. No seré mal agradecida y reconozco que cada una de mis derrotas deja en algún lugar, en más de algún recuerdo, un dulce sabor de los tiempos que pasaron, volvería a repetir cada uno de ellos aún sabiendo que me dejarán en este mismo lugar, quizás por lo mismo, supongo que hacen lo que soy; sin embargo, todos han acabado, todos han tenido su fin, todos son parte del recuerdo. No, ya no quiero equivocarme más, he tenido suficiente tiempo para eso, he dedicado suficiente energía, lágrimas y rabietas descontroladas. Se acabó.
Y aquí estoy parada otra vez, sin saber si sentir… o no, sin saber si ilusionarme… o no, sin saber si avanzar... o esperar… o marchar… o volver… o simplemente apartar la vista. Aquí estoy temiendo sentir, no con miedo, sí con temor ¿Hay diferencia? No lo sé pero hoy me parece apreciarla. Aquí estoy, limitando mis emociones, intentando utilizar la razón antes que el ímpetu, intentando enfriar estas sensaciones; la ansiedad siempre me ha jugado en contra y esta vez intento dominarla y no volver a caer yo bajo su yugo.
Aquí estoy intentando canalizar mis energías, desviando el objetivo, ocupando mi mente en mil cosas, intentando terminar el día exhausta, evitando pensar, evitando… evitando tantas cosas.
En fin, ya veremos qué pasa. Supongo que el tiempo da lecciones y esta será una más. De momento me encuentro aquí, temiendo sentir, aunque sé que no por eso dejaré de hacerlo, esta vez intentaré aplicar una pequeña cuota de cordura y ya vendrán tiempos de evaluación.
Ya veremos que resulta… "

En eso llegó un comentario... hablaba de los apegos y los desapegos. Me llamó la atención y decidí que por ahí iba mi solución. Comprendí que para amar no es necesario "necesitar"... pero cómo cresta lograba marcar esa diferencia?...Ok... Lo intenté preocupándome de mí... conociéndome...d isfrutando la vida... agarrando con mis manos lo mejor de la vida. Me volqué en el estudio, en el trabajo, en los cerros, en el ballet de la Usach, en las salidas con mis amigas, en los viajes a Valpo y donde pudiese... sentí que sólo así podía cambiar el ritmo y la visión de mis pensamientos. ¿Resultó? Ahí voy... hasta el momento te podría decir que sí... He logrado cosas, me he demostrado que puedo ser feliz sola y claro que aún quiero el amor... pero esta vez lo veo diferente... esta vez sé lo que quiero... y no me conformo con menos... Esta vez SÉ que quiero un compañero... quiero un par, un lado a lado... alguien con quien compartir logros y también con superar los obstáculos... quiero alguien que aprenda a conocerme, que me valore, que esté dispuesto a dar un paso más por mí... ¿Por qué? Porque yo ofrezco lo mismo... Esta vez no me conformo con ideales... con castillos en el aire... ya estoy viejota para eso... ahora quiero algo real... con lo bueno... y también con lo malo... con defectos y con virtudes.

No hay receta... los procesos de cada una son tan diferentes como nuestras vidas pero me parece que aprender a conocerse y definir qué queremos es un muy buen comienzo.



Escrito por Ale Escobar




13 comentarios:

Viento Negro dijo...

uf! no sabes el gusto q me da leer esto.
Darse cuenta quién es uno es sumamente necesario para saber quién es el que quieres a tu lado. Por el amor, muchas veces, hacemos vista gorda de situaciones que no nos hacen feliz.
Está en nosotras detenernos, mirarnos y decidir qué es lo que quermos para nuestras vidas.
Solas o acompañadas, lo importante es buscar nuestra felicidad.
Cariños

Barbaraza dijo...

Al leer ésto fue sentir por un momento que era yo quien lo escribía... La impulsividad de los actos, el dolor, la pena del desamor.... el cansancio y el no querer sufrir mas...el desapego, aprender a practicarlo...
El problema está cuando temes, cuando temes volver a amar... el miedo a volver a fallar...
Gran tema ...
Abrazototes

kiantei dijo...

P.M:
(Usted cacha estas iniciales, ji,ji...)
A veces uno se complica más de lo que debiera, a veces el amor está más cerca de lo que creemos, suele suceder que siempre ha estado ahí, al lado, secándonos los mocos, prestándonos el hombro, limpiandonos el rimmel...y no lo vemos.
Habrá alguien así? un alguien que ha estado así de cerca la vida entera?(o casi), una compañía fiel, certera, segura, a lo mejor no es una belleza, ni un súper mino, a lo mejor no es más ni menos que el fiel reflejo del amor...
Acepte humildemente mi hipótesis.

Un besote.
Se le quiere.

Marce dijo...

Recuerdo cuando lo leí por primera ves y me sentí tan identificada, estaba pasando por el proceso de no querer sufrir más y del miedo de volver a equivocarme.
Hoy al igual que tú, sé lo que quiero y no pienso aceptar nada menos, por que he aprendido que valgo mucho.

Besotes

Cerrado por Derribo dijo...

Uffffffffff me sentí demasiado identificada, pero sé tb que aún no completo el proceso, lo ínico claro es que o pierdo la esperanza de enamorarme otra vez

clau dijo...

yo pense que tenia completado el proceso, pero veo que otra vez la he vuelto a ca... estoy a punto de divorciarme y estoy que me muero de miedo a lo que vendrá mas adelante...en una de esas me dan una ayudita, estoy en blanco
gracias

La_Keka dijo...

Ciertamente no hay recetas.
Lo que sí tener en claro que si nos caemos, levantarnos con la cara llena de risa.
Como en todo hay altos y bajos, lo bueno que cada uno de esos momentos nos dejan enseñanzas.

Saludos cordiales!!!!
un abrazo!!!!!

Faracita dijo...

Ufff...
Separarse (de hecho y/o legalmente) es un proceso duro, no te voy a mentir...

Pero es algo que se torna necesario....

Clau, llora lo que tengas que llorar, pero créeme que al final de un montón de días que te van a a parecer el fin del mundo, logras recuperar tu entereza y vuelves a ser la gran mujer que puedes ser.

La única receta que te puedo dar es escucha a tu sacerdotiza interna y encontrarás más respuestas de las que te imaginas.

Mientras, acá estamos!!!
Prestamos oreja, daos consejos (buenos y malos, jajaja!).. cuente con nosotras.

De mi?
Nada... aún me duele que el plan que tenía de familia no existe... no lo extraño a él... extraño a mi familia.

Pasará... todo pasará.

enemigo de la especie... dijo...

el nombre de su blog es tan extraño.
la virtud esta en lo complexus

elalcaravan dijo...

pero no hay que perder la esperanza y como dices el tiempo es el que va enseñando, ojalá no te vuelvas a equivocar, yo igual busco el amor, saludos

Negrita dijo...

Es cierto.. todo pasa y de cada cosa buena y mala aprendemos, forjamos el carácter y logramos ser personas fuertes y maravillosas..
Con caídas y aciertos la vida te muestra los caminos y aprender a elegir y ser lo mejor que puedes dar.
Todo pasa..
Abrazos
Carola

Brujita dijo...

Uff!.. tu post suena con una claridad y seguridad que ya me la quisiera...

Me alegra que sientas de esa forma... y que lo compartas... a las que estamos más estancadas nos haces pensar un poquito más en 'misma'...

Besos,

brujita77 dijo...

Solo desirte que me siento plenamente identificada, estoy pasando por lo mismo de muchas a mis 29 años estoy casi separada y para colmo reaparesio alguien demasiado especial en mi vida,pero es hombre y ¿que se puede esperar dev ellos?
si alguna sabe que pasa despues de 15 años con la reaparision del primes amor ,le pido si me puede aconsejar.
un beso a todas